8 Técnicas de estudio que pueden ayudarte a mejorar el inglés

Mejorar el inglés es uno de los objetivos de muchos estudiantes y profesionales. El proceso aunque en algunos casos más complejo que otros, no es imposible y por el contrario, la disciplina y disposición al aprendizaje son claves para poder avanzar rápidamente y a continuación te damos la lista de las técnicas que puedes usar para que se note el progreso:

1.    Repasa y aprende las frases hechas. Es importante destacar que las frases completas dan versatilidad al idioma y por ello es importante de entrada, aprender las principales frases hechas para iniciar y no esperar a estar en un nivel avanzado como muchos suelen hacer. Una vez que aprendas las principales, trata de buscar expresiones y acciones en donde debas usarlas.

(Te puede Interesar: Frases en inglés útiles para el gimnasio)

2.    Usa canciones. Una de las técnicas más funcionales y atractivas es la música. Si eres melómano, incluso si no lo eres, el usar las canciones para fortalecer el idioma es una muy buena opción. El gran poder pegadizo de las canciones te ayudará a memorizar más palabras en menos tiempo, mientras se mejora también el oído y la pronunciación y se revisan algunos términos que no comprendes. Es una forma divertida de aprender mientras escuchas tus canciones favoritas, y al cantarlas repasaras tu pronunciación al acercarte a cómo suena el artista.

(Ver: 5 Canciones para aprender inglés)

3.    Revisa los phrasal verbs. Otro de los aspectos a tomar en cuenta es que el inglés escrito es muy diferente al hablado y por ello, que debes revisar y aprender los Phrasal verbs más comunes, y esto de ayudará a entender algunas cosas cuando escuches y debas hablar. Por ejemplo, en un libro una cita “the theater sold all the tickets”, pero en inglés hablado, lo más seguro que la pronunciación será: “They sold out”.

(Ver: Aprende 10 expresiones idiomáticas en inglés! (English Idioms)

4.    La importancia de la Inmersión. Ubicarse como participante en una nueva ciudad en la que se habla el idioma que se está estudiando es algo que realmente suma valor al proceso de aprendizaje. No solo se basa en irse de vacaciones, es importante viajar por ejemplo, al Reino Unido para unas prácticas o un sesiones intensivas o un curso corto programado, para poder aprender y escuchar estando rodeado de la lengua en su contexto natural y en su dinámica diaria.

(Ver: Curso de inmersión Total en English Spot)

5.    Hacer algunos exámenes. Recientemente se ha determinado, gracias a una investigación en Estados Unidos que hacer periódicamente evaluaciones prácticas es una muy buena forma de ver tus avances en el aprendizaje del inglés ya que los exámenes exigen al cerebro una actividad diferente, y le permite revisa y ordenar creatívamente la información que hemos estado almacenando cuando estudiamos. Así que no le tengamos miedo a las pruebas, por el contrario, serán una oportunidad continua de medir cómo vamos.

6.    Busca ampliar tu vocabulario aprendiendo verbos. Justamente como pasa en las películas, necesitas acción en tus conversaciones y los verbos son el centro de un idioma. Lo más importante es aprender primero los infinitivos para que puedan tener sentido y le puedas dar forma con más facilidad a las frases iniciales, las conjugaciones y demás palabras la irás aprendiendo en la medida que leas, te expongas o hables en inglés.

(Ver: [Ask for vs. Ask to] y más: Preposiciones en Inglés fáciles de confundir) 

7.    No te enganches en la gramática.   1.    Parece mentiras, pero a muchos nos pasa que nos quedamos muy enfocados en aprender gramática del inglés y nos tornamos lentos en los avances, porque siempre estamos viendo la forma correcta de construcción de las frases y cómo decirlas, eso nos limita o nos enfatiza el miedo. Por ello, es que no vemos los niños preocupados en cómo conjugan todo, ellos hablan cuando están aprendiendo en función de lo que quieren decir y pedir y no se disculpan, y poco a poco van puliendo los detalles y cuando escuchan hablar a sus padres y cercanos. Noam Chomsky en tus teorías del lenguaje habla de la estructura profunda y superficial de la frase, y alega que la gramática viene sola con el uso y la experiencia, si bien es posible que en oportunidades pueda ayudar y acelerar el aprendizaje, pero si te aburre, podrás avanzar, te la encontrarás inherentemente cuando empieces a hablar y escribir en inglés.

8.    Aprende Contracciones. El inglés es muy rico en contracciones y es algo que debes tomar en cuenta porque se usa mucho en el día a día de las personas. Las contracciones como “Wanna” , “Til” o “Gotta”, entre muchas otras, son muy usadas y te permitirán defenderte en la vía real. Al inicio podrás preguntar por lo rápido incluso que algunos la pronuncian, pero con la práctica aprenderás incluso a usarlas.

Conoce más sobre nuestros programas de estudio aquí Miami English Spot

Leave a Reply

Your email address will not be published.